PCN 8: Fuenlabrada

Hola, hoy os voy a hablar del torneo a nivel nacional organizado por el Club Bádminton Fuenlabrada los días 1 y 2 de marzo.

Bueno, estaba apuntado a individual y dobles (busco pareja de mixtos para las pruebas nacionales, chicas). Empecemos por el individual, que fue por la mañana. Me tocó un grupo relativamente fácil, un amigo mío (al que le gano pues es más pequeño), uno de Navarra que lleva los mismos torneos que yo y le sacaba como 20 puestos (y yo no había logrado pasar nunca de grupos) y el cabeza de serie más débil del torneo (bueno, el que peor iba de todos en el ranking), aunque los cabezas de serie son peligrosos (aunque sean los peores, pues son mejores que el resto de participantes). Ante un grupo así, tomé una decisión: si no me clasificaba para las eliminatorias, no sigo jugando el individual y me apunto al mixtos (en estos torneos sólo se pueden dos categorías, y el dobles es el que mejor se me da)
Bueno, el primer partido contra mi amigo. Casi me gana, pero no lo consiguió. El segundo, de Estella (Navarra) no era muy difícil, así que le gané. Me quedaba contra el cabeza de serie, el peor cabeza de serie del torneo pero el mejor de mi grupo... me ganó. Y una promesa es una promesa, si no pasaba no seguía con el individual. Cual fue mi sorpresa cuando me enteré de que en los grupos de 4 pasan dos, no sólo el mejor. Me alegré.
Esta alegría no duró mucho cuando me enteré de mi rival: Carlos Fraile. Éste y su compañero van 1º de España en dobles (nos han ganado una vez y nosotros a ellos otra, así que tenemos bastante pique). En individual es bastante bueno, nunca me había enfrentado a él, aunque Miguel sí, y perdió.
Bueno, me debió sentar mal el bocata (comprenderéis que no pudiese comer otra cosa) porque tenía una pesadez bastante molesta. Creo recordar que fue un partido a tres sets... épico.
Finalmente, lo gané. No me lo creía ni yo, yo siempre me había considerado normalillo (de España, digo) y ganar a alguien a quien consideró la élite me hizo mucho bien. El siguiente partido, cuartos de final, sería el domingo.
Por cierto, Miguel perdió uno y ganó otro en el grupo y, como era un grupo de 3, no pasó a las eliminatorias, aunque creo que sigue por delante mía en el ranking.

Sigamos con los dobles. Es la categoría que mejor se nos da, ya lo sabéis, primeros de Madrid y 4º de España (aunque a los 3 que van por delante les ganamos, pero el que va a más pruebas tiene más puntos y va mejor en el ranking, en fin). El primer partido, octavos de final (como íbamos de cabeza de serie, en dieciseisavos no teníamos rival y pasamos automáticamente). No recuerdo contra quien fue, pero ganamos, creo recordar, un poquillo apurados.
Cuartos de final. Si ganábamos jugaríamos el domingo por los 4 primeros puestos, si no, 5º. Eran de Totana (el mejor club de Murcia, y prácticamente el único en estos torneos de allí). Eran buenos, había uno bajito que lo remataba todo, y lo hacía muy bien, nos metieron muchos puntos por eso, y otros tantos (sobre todo en el 1º set) por fallos nuestros. No estuve bien y mi compañero, aunque mejor que yo, tampoco. Es una lástima. A tres sets fue, perdimos... que se le va a hacer...

Realmente me encontraba mal, ya en casa, apenas pude cenar y me fui a la cama con dolor de tripa, no conseguí dormir. 4 de la mañana, despierto, de repente el malestar se agrava y siento ganas de vomitar... no legué ni al baño, bufff... A partir de ahí, pude dormir un poco, aunque mal. Me planteé seriamente no ir el domingo, pues no creo que me sentase muy bien, pero los puntos de sanción son muchos, y no me encontraba demasiado mal. Fuí sólo para que no me sancionaran. Me tocaba contra Zapico (de Oviedo, muy bueno) y me ganó sin mayor problema, aunque con su estilo de juego, en plenas condiciones le habría ganado, le encontré el punto débil...

Así que 5º en individual y dobles, no está mal, aunque el dobles me supo a poco...

No me puedo despedir sin criticar a la organización. Me duele porque es el único torneo que se organiza en Madrid de este tipo, pero es el peor organizado al que he ido, lo siento. Los volantes no volaban nada y se torcían solos, además de que se rompían en nada, de hecho, en el partido contra Carlos Fraile, gastamos como 6 ó 7 volantes y no nos querían dar más. ¿Dónde se ha visto eso, por favor? Tuvo que intervenir el entrenador de Carlos para que nos dieran más. De acuerdo, gastamos muchos, pero si los volantes son una ****** no es culpa nuestra. Cuando llegué el sábado faltaba un red. Hasta que llegó pasaron unos 40 minutos. Y claro, no querían empezar en 7 pistas, había que empezar en 8, aunque sea con 40 minutos de retraso. El retraso fue aumentando hasta llegar a más de una hora, de hecho, se tuvieron que aplazar los 4º de final de individual (iban a ser el sábado, pero al final se jugaron en domingo). Cuando llegué el domingo (llegué pronto para calentar bien) tuve que esparar media hora (y no es una exageración, es literal) hasta que abrieran el pabellón, estuvimos prácticamente los de todos los clubes allí esperando en la puerta como tontos... Por último, como no había árbitros, estuvieron arbitrando jugadores del propio club, pero no los adultos, sino jugadores que participaban en el propio torneo e incluso en la misma categoría. Me quedé de piedra. Aunque también tuvieron algún punto a favor, todo hay que decirlo (nos dieron gorra y bollo a todos los jugadores) la verdad es que no me gustó la organización, pero no se puede hacer nada.

Bueno, hoy me he enrollado más de lo normal, lo siento. Adiós.

0 comentarios: